Seguinos en

Actualidad

Asumió el nuevo ministro de Seguridad de Santa Fe en medio de la ola de violencia

El gobernador Omar Perotti puso en funciones este miércoles al flamante ministro de Seguridad, Rubén Rimoldi. Lo hizo en un acto realizado en la Casa Gris. El recambio en el área más sensible del gobierno provincial se dio en el peor momento en materia de violencia.

Rosario presenta estadísticas de muertes violentas que prometen romper récords y para colmo este martes la ciudad amaneció con los principales edificios públicos vandalizados con leyendas sobre la inseguridad y el problema ambiental en las islas.

Al pronunciar un breve mensaje en el acto en el que puso en funciones al tercer ministro de Seguridad en lo que va de su gestión, Perotti dijo: “Comenzamos una nueva etapa en un momento complejo para abordar un serio problema estructural que tenemos en la provincia de Santa Fe. Agradezco todo lo realizado hasta aquí por el ex ministro Jorge Lagna y la ex jefa Emilce Chimenti”.

Luego agregó: «Es mi deseo que esta etapa nos permita ir mejorando, que nos encuentre con más equipamiento, tecnología y fundamentalmente con la necesaria acción concreta que necesitamos en territorio.

Hay reestablecer fuertemente la presencia, reacción, mucho trabajo y pocas palabras”, dijo el mandatario al pronunciar unas breves palabras para desearle «todo el éxito» a Rubén Rimoldi. Después del acto protocolar, el mandatario y su flamante funcionario respondieron preguntas de los periodistas que cubrían el acto.

«No nos ha temblado la mano en el momento de realizar cambios en el gobierno. Siempre buscamos superarnos y encontrar las mejores respuestas, y avanzar. Cada uno puso lo mejor de sí. Eso no lo pongo en dudas y lo agradezco, pero tiene que comenzar otra etapa que nos requiere a todos juntos generando una gestión con mucha tecnología, equipamiento, pero también de muchos acuerdos para construir la seguridad que necesitamos para resolver un problema estructural de tanta gravedad», subrayó Perotti.

Fuente: La Capital (Rosario)

Actualidad

17,3 millones de argentinos son pobres

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) informó que la pobreza llegó a 36,5 por ciento y alcanzó a 17,3 millones de argentinos en el primer semestre de 2022. En tanto, el nivel de indigencia fue del 8,8 por ciento en los primeros seis meses del año.

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) informó que la pobreza llegó a 36,5 por ciento y alcanzó a 17,3 millones de argentinos en el primer semestre de 2022. En tanto, el nivel de indigencia fue del 8,8 por ciento en los primeros seis meses del año. Cabe recordar que en segundo semestre de 2021 el 37,2% de la población -unas 17,4 millones de personas- era considerada pobre en la Argentina y el 8,2% vivía en condiciones de indigencia. Entonces los indicadores sociales principales mostraron una sensible mejora respecto al 42% de pobreza que marcó el 2020. En tanto, en el primer semestre del 2021, la pobreza ascendió al 40,6% y la indigencia al 10,7 por ciento.

Como comparación, hacia fines de 2019, el último índice sin incidencia de la crisis sanitaria, mostró una pobreza de 35,5% de pobreza y un 8% de indigencia. En el peor momento de la pandemia, la pobreza llegó a tocar un pico de 42%, mientras que la indigencia tuvo su punto más alto en el primer semestre del 2021, con 10,7 por ciento. Los analistas de Ecolatina explicaron que “los sectores de menores recursos se ven más afectados por la dinámica de los precios de alimentos que el resto, dado que destinan una mayor porción de su ingreso a satisfacer estos consumos de primera necesidad. Por el contrario, las familias más ricas gastan más en bienes de segunda necesidad, como pueden ser artículos para el hogar, educación y esparcimiento, entre otros”.

“Esta aceleración en los precios de los alimentos volvió más regresiva a la dinámica inflacionaria, afectando en mayor medida relativa a los sectores de menores recursos”, indicó Ecolatina. Además, la medición de la Di Tella, en base a los datos de la Encuesta Permanente de Hogares (EPH) con las proyecciones oficiales de la Canasta Básica Total (CBT), indica que a partir de abril se retomó la tendencia alcista que ubicó la pobreza en 36,2% para el período diciembre-mayo y volvió al 37,1% para el primer semestre del año, registro de apenas décimas por debajo del último dato oficial del Indec de 37,3% para 2021.

Fuente: El Tribuno (Salta)

Continuar Leyendo

Radio en Vivo

Facebook

Nos Auspician